Existen más de 100 millones de mujeres que constituyen la mitad de la fuerza laboral en las Américas, sin embargo, son discriminadas y no gozan de las mismas oportunidades. Mejorar la calidad del empleo de las mujeres es un deber de todos. La campaña de la OEA “Más Derechos Para Más Gente” tiene como objetivo trabajar para garantizar los derechos que hoy solo existen en el papel.